Los colectivos

colectivos

Los colectivos son agrupaciones de individuos motivados para trabajar en conjunto tras un objetivo común.
Existen en todo orden de cosas: sociales, políticos, artísticos, etc. Y también existen colectivos entre los arquitectos chilenos. Pero no me refiero a las tradicionales oficinas de arquitectura, o a las asociaciones gremiales locales como el Colegio de Arquitectos y la AOA.
El término colectivo, si bien no tiene matices en su definición gramatical, va ganando una suerte de diferenciación con respecto a lo que caracteriza a los dos grupos anteriormente mencionados. Los nuevos colectivos de arquitectos chilenos, que se están formando, son de un carácter que busca, en cierto modo, ir más allá de los márgenes en los que se han desenvuelto los arquitectos tradicionalmente. Se trata de grupos de jóvenes arquitectos y estudiantes de arquitectura, que exploran diferentes ámbitos culturales y sociales (sin considerar la relación comercial cliente-encargo), investigando y elaborando discursos propios, que se desmarcan de los establecidos (si es que existen) por las voces predominantes de los círculos más tradicionales.
En efecto, parece que las viejas asociaciones, y los arquitectos más celebres del ámbito local, no abordan muchos de los nuevos temas que aparecen en nuestra sociedad: como son las nuevas tecnologías virtuales, las nuevas redes mediáticas, los fenómenos de nuevas asociaciones urbanas (tribus), etc. Las oficinas y los gremios, a si como las escuelas, estudian la ciudad, casi exclusivamente desde el punto de vista de planificación y diseño urbanístico e inmobiliario. Sin embargo, la ciudad actualmente está presentando otros temas y desafíos, menos políticos y técnicos, y si mucho más subjetivos; que se acercan a la individualidad e intimidad de las personas. El “ser”, las nuevas relaciones al interior de la ciudad, la irrupción de las nuevas interfaces tecnológica, etc., etc. Estos temas los puedes descubrir de la mano de estos nuevos colectivos, muy apasionados por las posibilidades de observación y representación de la ciudad, que entregan los nuevos medios de comunicación y las nuevas tecnologías.
Podría decirse que lo común de ellos es:

1.- Conformación por integrantes jóvenes (profesionales y estudiantes).
2.- Transversalidad de oficios entre sus integrantes (aceptan a otras profesiones artísticas, filosóficas, etc.).
3.- Fuerte y clara identidad (definen un nombre, como una marca registrada).
4.- Discurso propio y muy intelectual; abordando e investigando temas nuevos o remirando los temas tradicionales (no siguen el discurso de los círculos o arquitectos tradicionales locales).
5.- Su campo de acción se orienta principalmente a la investigación en la ciudad y hacia la ciudad. En ese sentido, aspiran a una relativa independencia de sus instituciones de origen, (no está como objetivo principal, ocupar vacantes en las cátedras de sus escuelas, para hacer carrera docente).
6.- Quehacer y trabajos vinculados al campo cultural, más que al profesional remunerado.
7.- Proyección mediática de sus discursos, por medios autogestionados o de otros colectivos (blogs, páginas y portales WEB, seminarios, exposiciones).
8.- Adopción y explotación de las posibilidades que entregan las nuevas tecnologías.

Pero no solo inquietudes intelectuales y teóricas existen en la conformación de estos colectivos. Yo creo que son consecuencia de la realidad del campo laboral chileno; y que cada vez más saturado, obliga a los arquitectos jóvenes a asociarse, sumando fuerzas para, en conjunto, autogestionar sus propios “proyectos” (ya sea en ámbitos culturales, artísticos o profesionales, si se da la suerte).

A través de este blog, he dado la bienvenida a varios de ellos, a medida que han aparecido en la WEB. Los que primero recuerdo, por allá en el 2005, fueron los de Plataforma (bajo el alero de la P.U.C.). Después, en la Bienal de Arquitectura de Santiago (2006), fueron presentados oficialmente en sociedad, además de Plataforma, los colectivos de [AP] Apariencia Pública (U. CENTRAL), y Spam_Arq (U. CHILE) (independiente). Ambos grupos tienen en común, el ser también medios de difusión de otros colectivos.
Otros grupos que han aparecido en escena más recientemente, son el Colectivo Criptonita (U.T.F.S.M) y el Colectivo YSLAB (U. MAYOR). A estos dos últimos, se le ha dado su bienvenida oficial, al invitárseles a participar en el Seminario DISOLUCIONES, organizado por [AP]. Los acompañó en este seminario, otro colectivo que ya tiene algunos años: TUP, Trabajos de Utilidad Pública.
Existen otros grupos, pero no los conozco lo suficiente como para identificarlos con esta figura de colectivos. Aunque no dudo que a medida que pase el tiempo, esta lista ira creciendo.
Los colectivos son un fenómeno interesante. No es la primera vez en la historia local que surgen entre los arquitectos (el grupo de Valparaíso fue un colectivo); pero hoy, el contexto cultural y la ciudad han cambiado; además de que existen nuevos recursos tecnológicos disponibles. ¿Cómo afectará la irrupción de estos nuevos grupos al medio local? Creo que afectará la forma en como entendemos la ciudad, de una manera fresca y original. Ellos no están llamados a desplazar a los círculos más tradicionales; sino que vienen a ocupar un espacio vacío, lleno de nuevos temas, propios de este siglo XXI.

4 opiniones en “Los colectivos”

  1. ojo, SPAM_arq no esta ligado a la Universidad de Chile…

    “es una iniciativa independiente orientada a ser centro para la exploración de la ciudad contemporánea”

  2. Centro Cultural Esperanza
    Invita a la comunidad a la presentación del Libro
    Los que dijeron “No”
    Historia de los marinos antigolpistas de 1973
    De Jorge Magasich A.

    Sábado 16 de agosto a las 11 horas en la sede del Club Deportivo Orompello
    Barros Arana 275 Cerro Esperanza
    Entrada Liberada

Comentarios cerrados.